Emanuel Pastreich, mi amigo candidato independiente para la elección presidencial e n los Estados Unidos de Norteamérica

Queridos amigos y colegas de México y Latinoamérica,

Es un honor tener esta oportunidad para presentarles a Emanuel Pastreich, mi amigo cercano e incansable abogado a favor de los trabajadores, la democracia y la ecología por un planeta Tierra en la que todos podamos vivir y compartir con nuestros niños.

Emanuel se ha autoproclamado como candidato independiente para la elección presidencial e n los Estados Unidos de Norteamérica. Me ha conmovido la forma en que valientemente Ema nuel se enfoca en un nuevo internacionalismo que da prioridad a las personas y el ecosistema otorgándoles preferencia por encima del dinero y las armas, como base de la gobernabilidad

y la economía.

El se ha especializado en su desempeño como profesor en las principales instituciones educat ivas de Asia y como la cabeza de uno de los principales reservorios del pensamiento innovad or de Asia , El Instituto Asia, abarcando India, Este de Asia y ASEAN al mismo tiempo que o tros asuntos globales. Ha mencionado que México y Latinoamérica tendrán un papel central e n su administración y que impulsará la colaboración entre los países en cuanto a investigación, artes y literatura, ciencia prosperidad económica y en políticas de seguridad nacional e inter nacional.

Su objetivo es poner fin a este esfuerzo criminal para erigir muros para las personas, destruir el medio ambiente en busca de ganancias y que permite prácticamente una completa libertad para que los ricos muevan dinero por todo el mundo sin impuestos, dando a las corporaciones libertad absoluta para excluir y jugar con la gente trabajadora en la búsqueda de ganancias a corto plazo.

Está planeando un discurso sobre este tema en relación con México y agradecería mucho su c olaboración.

Cuando lo escuché hablar sobre su visión de un nuevo internacionalismo que trata a las nacio nes de América Latina como iguales; no pude evitar recordar a Henry Wallace (el 33° Vicepr esidente de los Estados Unidos) cuyo incansable trabajo para construir lazos integrales entre América Latina y Estados Unidos fue inspirador para Pablo Neruda, Diego Rivera y otros art istas de su época. Cuando Wallace no pudo asistir a una conferencia de paz en la Ciudad de México en 1949, “el Congreso Continental Americano por la Paz” le escribieron a Wallace di ciendo: “Lamentamos profundamente su ausencia porque su voz se encuentra entre las de los mejores luchadores por la paz en este momento. Pero el mensaje que nos envía proporciona consuelo y nos anima a continuar aún con las dificultades con que ha comenzado esta confere ncia. Junto con él tenemos otras grandes voces de Estados Unidos con nosotros. Los partidari os de la paz se multiplican todos los días y no descansarán hasta que cada persona en el continente esté decidida a no ir a ninguna guerra o apoyar a los grupos imperialistas “.

Lamentablemente, Wallace fue expulsado de su cargo como vicepresidente y no pudo reempl azar a Franklin D. Roosevelt como presidente en 1945. Eso significaba que la política de los Estados Unidos estaba distorsionada por la influencia de los banqueros y otras fuerzas pro bri tánicas cuando Truman llegó al poder.

No podemos saber qué podría haber sucedido si Wallace se hubiera convertido en presidente, pero puedo decir con confianza que Emanuel tiene el valor de presentar una visión diferente p ara los Estados Unidos que sea transformadora. Su campaña puede ser una oportunidad para que recuperemos el espíritu de Henry Wallace en la década de 1940.

Es importante tener en cuenta que nuestra plataforma de campaña incluye una referencia expl ícita a las economías sostenibles y la gran sabiduría de los pueblos nativos de las Américas cu yo valioso legado ha sido ignorado durante demasiado tiempo. Emanuel quiere una gobernabi lidad democrática real y reconoce que las raíces de la verdadera democracia estaban aquí en l

as Américas mucho antes de que el primer pie europeo pisara la costa. La Confederación Iroq uí y su política económica de la casa larga es un ejemplo.

Emanuel y su equipo, del cual soy miembro de alto rango, están interesados en promover el d iálogo con la gente en América Latina y en intercambiar ideas sobre la paz y la justicia. Quer emos construir una economía verdaderamente colaborativa basada en la producción local que utilice sistemas digitales innovadores como un medio para hacer que la naturaleza sea primor dial en una sociedad tecnológicamente avanzada.

Emanuel me envió recientemente esta nota: “Estados Unidos tiene mucho que aprender de M éxico y América Latina. Mi administración adoptará una actitud humilde y constructiva en to dos los intercambios bilaterales con México (y el intercambio multilateral con América Latin a) a medida que trabajaremos para reconstruir la economía de los Estados Unidos de manera s ostenible con la ayuda de nuestros amigos más cercanos en México y en toda la región “.

Esperamos que pueda ayudarnos a traducir el discurso de Emanuel “No temeré al mal” y las 18 tablas de nuestra plataforma al español. También nos gustaría trabajar con usted en la redac ción de un discurso específico sobre las relaciones entre Estados Unidos y México que Eman uel pueda ofrecer en el futuro cercano y le pedimos que se una para organizar reuniones de Z oom o reuniones de café sobre temas críticos. Esperamos poder construir redes juntos para un a solidaridad básica y ayuda mutua.

Póngase en contacto con nosotros en Pastreich 2020 para obtener más información:

Sinceramente

Layne Hartsell, Senior Adviser

Research Professor

Convergence and 3E

Asia Institute, Washington, D.C./Seoul/Hanoi

1730 Rhode Island Avenue, NW, Suite 414, Washington, DC 20036

Written by

Get the Medium app

A button that says 'Download on the App Store', and if clicked it will lead you to the iOS App store
A button that says 'Get it on, Google Play', and if clicked it will lead you to the Google Play store